Tamizaje serológico y con PCR para determinar la prevalencia de Chlamydia trachomatis en pacientes con vaginosis y vaginitis inespecífica que asisten a hospitales de la Secretaría de Salud de Bogotá

Contenido principal del artículo

Autores

Maria Teresa Herrera Mendoza Ruth Melida Sanchez Ariel Iván Ruiz Parra Olga Lucia Ostos

Resumen

Chlamydia trachomatis (CT) es uno de los agentes etiológicos más importantes en las infecciones de transmisión sexual. En la mujer CT causa patologías tales como cervicitis, uretritis y enfermedad pélvica inflamatoria, entre otras. Los objetivos de este trabajo fueron determinar la prevalencia de la infección y la concordancia de las pruebas diagnósticas para CT en pacientes sintomáticas de vaginitis o leucorrea inespecífica, que asistieron al hospital Pablo VI de Bosa y al Hospital del Sur de Bogotá, durante los meses de junio y julio de 2004. Se obtuvieron 180 muestras simultáneas de suero y de orina para la determinación de IgG, IgM e IgA anticlamidia y para PCR, respectivamente. La detección de los anticuerpos para CT en suero se realizó mediante el método ELISA (VIRCEL) y la detección del DNA en orina se hizo con la prueba AMPLICOR CT PCR (ROCHE). La prevalencia de la infección fue del 31% (56 casos). La mediana de edad en mujeres con evidencia de infección reciente o activa fue de 23 años; 37 pacientes (66%) positivas para algún marcador tenían infección activa. En 24 participantes (42.8%) con infección activa, de acuerdo con los resultados serológicos, no se detectó el DNA en orina; en 14 pacientes (25% de las pacientes positivas en las pruebas serológicas) se encontró el PCR positivo en las muestras de orina. Una prevalencia del 31% en mujeres sintomáticas indica que la infección por Chlamydia es un problema para la salud pública.


 


Implantar un programa de tamizaje para la búsqueda activa de casos, así como la búsqueda activa de contactos sexuales, reducirá el peso socioeconómico de la infección. La prueba ideal para diagnóstico tanto de cervicitis como de uretritis en el mismo procedimiento deberá utilizar muestra de orina y de cepillado cervical.

Palabras clave:

Detalles del artículo

Licencia

Licencia Creative Commons
NOVA por http://www.unicolmayor.edu.co/publicaciones/index.php/nova se distribuye bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Así mismo,  los autores mantienen sus derechos de propiedad intelectual sobre los artículos. 

Carta de originalidad y cesión de derechos de publicación

Se debe presentar para proceso editorial con fines de publicación del artículo una carta de originalidad y cesión de derechos de publicación (Descargar Aquí)

 

Referencias

1. Basuado JA, Cuto C, De Torres R. Microbiología Biomédica. Ed. Atlante. Buenos Aires, Argentina 1996; 38:420-426.

2. Bauwens JE, Clark AM, Stamm WE, Diagnosis of Chlamydia trachomatis endocervical infections by a commercial polymerase chain reaction assay. J. Clin. Microbiology.1993; 31:3023-3027.

3. Black C. Current Methods of Laboratory Diagnosis of Chlamydia trachomatis Infections. Clinical Microbiology Reviews. 1997; (18):160 . 184.

4. Centers for Disease Control and Prevention. Guidelines for treatment of sexually transmitted diseases. MMWR. 1998; 47: 1-116.

5. Chan EL, Brandt K, Stoneham B, Antonishyn N, Horsman G, Archivos de Patología y la Medicina del Laboratorio. Northfield. 2000; 124 (6): 840p.

6. Chavez M, Vargas J, Pueyo I, Valverde A, Serrano M, Claro R, Manzuelos ME. Incidencia de la infección genitourinaria por Chlamydia trachomatis en un centro de ETS, estimada mediante detección directa de antígeno. Enferm. Infec. 2000; 18:392-395.

7. Dean D, Suchland R, Stam W. Evidence for Long . term cervical persistence of Chlamydia trachomatis by omp I genotyping. J Infect Dis. 2000; 182:909- 916.

8. Eng T, Butler W. The Hidden Epidemic: confronting sexually transmited diseases. Washington, D.C. National Academy Press.2003.

9. Fauci AS, Braunwald E, Isselbucher K. Principios de medicina Interna. McGrawHill. 1998; 181:1209-1216

10. KFF- Kaiser Family Foundation. Sexually Transmited Diseases in America. How many Cases and what Cost ? Mela Park, CA. Kaiser Family Foundation and American Social Health Association. 1998.

11. Labay E, Henry S, Bennet P, Massip P, Chabanon G. Direct Diagnosis of Chlamydia trachomatis Genital Infections: Culture or PCR? Pathol Biol Paris. 1998; 46(10):813-818.

12. Madico G, Quinn TC, Boman J, Gaydos CA. Touch down enzyme time release- PCR for detection and identification of Chlamydia trachomatis, Chlamydia pnemoniae and Chlamydia psittacci using the 16S and 16 S 23 C Spacer rRNA genes. J Clin Microbiol. 2000; 38:1085 -1093.

13. Morris R, Legault I, and Baker C. Prevalence of isolated uretral asymptomatic Chlamydia trachomatis infection in the absence of cervical infection of in carcelated adolescent girls. Sex Transm Dis. 1993;20:198-200.

14. Pimienta J, Frento K, Tendencias Recientes de las Infecciones por Chlamydia trachomatis en el Reino Unido y Perspectivas de un programa de Detección Nacional. Public. Health Laboratory Service Comunicable Disease Surveillance Centre. Londres Inglaterra. Comm. Dis. Public Health.2003.

15. Sellor JWI, Mahony B, Jang D, et al. Comparison of cervical, urethral, and urine specimens for the detection of Chlamydia trachomatis in women. J Infect Dis. 1998;164:205-208.

16. Servass AM, Spaargaren J, Schmid G, Pena AS, et. al. Persistence of Chlamydia trachomatis infections: bacterium and hort bast? /.Reply. J Infec Dis. 2001; Vol:184:12:1631.

17. Watson E, Templeton A, Paavonen J, Mardh P, Stary A, Pedeson BS. The accuracy and efficacy of screening test for Chlamydia trachomatis: a systematic. Review. J Med Microbiol. 2002; (51): 1021 . 1031.
-------------------------------------------------------------------------------
DOI: http://dx.doi.org/10.22490/24629448.20

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.