[1]
J. Alfonso Gamboa, «LAS DESTREZAS MATEMÁTICAS SON FRUTO DE LA DISCIPLINA, METODOLOGÍA Y ACTITUDES DEL ESTUDIANT»E, kairos, vol. 2, n.º 3, p. 4, abr. 2016.